​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​​
Sostenibilidad de los productos
Milliken utiliza los métodos de evaluación del ciclo de vida (LCA), incluyendo los perfiles medioambientales de BRE y las declaraciones ambientales de producto (EPDs) para diseñar productos con un mínimo impacto medioambiental. Nuestro proceso de desarrollo de productos se centra en diseñar productos innovadores que sean más ecológicos y que, además, mejoren la productividad en el lugar de trabajo creando un ambiente más sano y seguro.

Conociendo el impacto del ciclo de vida de nuestros productos, somos capaces de desarrollar colecciones que, no sólo minimizan los desperdicios durante la instalación, sino que también permiten alargar la vida útil de la moqueta.

Para ver un resumen de los credenciales medioambientales de nuestros productos haga clic aquí​.​​
Productos con el máximo contenido reciclado
Para reducir nuestro impacto medioambiental, siempre que sea posible, desarrollamos productos utilizando materias primas locales con contenido reciclado. Para conseguir los mayores beneficios medioambientales, hemos utilizado métodos de LCA para priorizar el uso de materiales reciclados que sustituyan a los compuestos derivados del petróleo.

Fibras recicladas
Milliken ofrece más de 500 opciones de diseño y color utilizando nylon ECONYL® 100% regenerado, que presenta un 50% de contenido reciclado post-industrial y un 50% de contenido reciclado post-consumidor.

Para obtener más información sobre Econyl® haga clic aquí​.

Colecciones que presentan fibra Econyl:  
Clerkenwell, Consequence 2.0, Dissident 2.0, Glazed Clay, Light Trails, Naturally Drawn, Out of the Shadows y Urban Collective.
Materiales reciclados en la base de la moqueta
Comfort Plus®, la innovadora base almohadillada de Milliken, incluye un 90% de poliuretano reciclado, proporcionando una base ligera y, no solo más ecológica, sino que además mejora el rendimiento de la moqueta.
Productos que minimizan los desperdicios



Omni®​
Omni es un concepto de diseño patentado que permite que los diseños de moqueta modular de Milliken sean no direccionales, de forma que se puedan instalar aleatoriamente sobre el suelo. Esto reduce los desperdicios durante la instalación, ya que no se requiere que los diseños coincidan. Una instalación de moqueta modular presenta, normalmente, alrededor de un 4% de desperdicios y una instalación de moqueta en rollo alrededor de un 10%. Con Omni, se estima que los desperdicios tras la instalación son de menos del 1%. Además, como no hay necesidad de seguir las flechas direccionales, la moqueta Omni se puede instalar de forma más fácil y rápida, ahorrando costes y tiempo.

Instalación sin adhesivos TractionBack®
TractionBack no sólo disminuye el uso de materias primas durante la instalación sino que, además, reduce costes y tiempo de instalación. La calidad del aire en espacios interiores también se ve mejorada gracias a la eliminación de los compuestos orgánicos volátiles relacionados con los adhesivos.

Optimización del peso de la cara superior de la moqueta para un mayor rendimiento
Milliken garantiza que sus productos están diseñados con un peso óptimo de la cara superior de la moqueta para cumplir con las exigencias de rendimiento y de presupuesto de los clientes.
Productos que alargan la vida útil de la moqueta

Base almohadillada Comfort Plus®
Comfort Plus protege la cara superior de la moqueta de los efectos del tráfico y del desgaste y, por ello, puede extender la vida útil de la moqueta hasta en un 40%. Por ello, Milliken puede ofrecer colecciones con sorprendentes garantías frente al desgaste de 12 y 15 años.​
 


Alfombrillas y sistemas de barrera para entradas
La moqueta es uno de los elementos más maltratados de cualquier edificio y algunos estudios han demostrado que el 90% de la suciedad podría mantenerse alejada de la moqueta si se utilizasen las alfombrillas y sistemas de barrera para entradas adecuados. Milliken ofrece alfombrillas y sistemas de barrera modulares altamente efectivos, diseñados para proporcionar una barrera primaria que evite que la suciedad entre al edificio.

No sólo se consigue así mantener la moqueta limpia, sino que también se incrementa su longevidad y mejora la calidad del aire en espacios interiores.